Equipos nuevos Edes eran vendidos como chatarras a cuñado de Danilo

SANTO DOMINGO.- Los equipos nuevos de las Empresas de Distribución de Electricidad eran vendidos como «chatarras» al mismo suplidor: Maxi Montilla, hermano de la exprimera dama Cándida Montilla, reveló Andrés Astacio, vicepresidente de esa institución.

«Lo más grave era que los medidores nuevos descartados como chatarras eran comprados nuevamente al mismo suplidor, que era Maxi Montilla», declaró.

Dijo que esa mala práctica se mantuvo durante los ocho años de gobierno del expresidente Danilo Medina y se ejecutó en Edeeste, Edenorte y Edesur, donde se compró el doble de medidores que usuarios». Pese a ello, hoy día hay un déficit de esos equipos».

«Se compraron millones de medidores. Una sola empresa compró un millón 100 mil y otra un millón casi 500 mil, y ahora hacen falta entre el 15 y 20 por ciento de estos aparatos en las edes», indicó.

Agregó que «una de las conductas que encontramos era que había un alto movimiento de bienes chatarreados en el transcurso de cada período fiscal. Para colmo de madre, esos bienes que eran declarados chatarras eran comprados de nuevo, y hemos encontrado que el mismo tipo de bienes que eran declarados obsoletos lo compraban de nuevo. O sea, año tras año comprábamos algo y ellos decían ‘eso no se mueve, eso no funciona’ y eran vendidos a precios de vaca muerta».

«A nuestra llegada, encontramos medidores, pero después, cuando los gerentes generales, en una buena práctica de gestión, van a revisar las chatarras, encuentran que hay al menos 70 medidores que pueden ser usados, pero que ya estaban etiquetados como chatarras para ser vendidos a precios de vaca muerta. Esa fue la práctica administrativa que encontramos. La realidad es que en los últimos ocho años en las empresas distribuidoras de electricidad se compró el doble de medidores que usuarios, y en la actualidad tenemos entre un 15 y un 20 por ciento de clientes que no tienen medidores», reiteró Astacio en el programa El Día, que se transmite por Telesistema.

fuente:almomento.net

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *